Si continuas navegando, aceptas el uso de cookies. más información

El uso de cookies en esta web están activados para conseguir una mejor experiencia de usuario. Si continuas navegando aceptarás el uso de cookies.

Cerrar

XII Liga Madrid: J3

  • B-105 0
  • A.M. Castilla 1
  • Al Mayrit 4
  • , en Destacadas, Liga

    Cambio de liderato terrible. Si quieres saber más, clica fuerte.

    Pues eso. Antes de meternos a hablar del partido fraticida como calificaría Marca, le quiero dedicar unas líneas al partido anterior:

    KCB – Golden Trotters – Hurricanes

    Victoria abusiva de Hurricanes por 4-1-0 con un periodo y segundo puesto para KCB, que desde el comienzo del partido se vieron arrastrados por momentos al juego rápido que propuso Hurricanes.

    Servidor pitó aquel partido y desde dentro no hice más que correr bolas a todos los lados y no pude centrarme tanto en el juego como en el reglamento, pero más allá del arbitraje sí noté la mejora en el juego de Hurricanes: tácticamente más organizados y con las ideas más claras respecto al anterior Torneo de León en el que bajo mi punto de vista, no mostraron ni de cerca su juego.

    Golden Trotters por su parte peleó intermitentemente. Yo creo que les queda terminar de cuajar la tortilla pero para ser fieles a la realidad diré que se mostraron más competitivos.

    Cuando el bloqueo de Dani funcionaba, el equipo era capaz de atacar de centro y hacer daño; ¡Ojo! no quiero decir con esto que los jugadores en largo hicieran mal partido, tan solo que un bloqueador concentrado tapa mucho hueco. Ya se sabe: En este deporte para atacar cómodo primero hay que defender fuerte.

    No fue así para KCB, que tanto defensiva como ofensivamente sí mostró regularidad. El problema bajo mi punto de vista es que cometió errores en momentos clave cercanos al final de cada periodo. Tomaron una mala decisión batiéndose en “duelo de rápidas” contra el rey del juego rápido.

    Lo importante que habéis venido a leer aquí

    Pues eso. Comienza el partido, doy un pase de cuatro metros que no llega ni a los tobillos de Iris (partidazo suyo, por cierto) y me convierto en el hazmerreír del pabellón. En las siguientes jugadas lanzo tres balones fuera y llegamos justo para ver la película del final del primer periodo, en primera fila: Butaca de oro.

    Me quedé a pensar fuerte en el banquillo y que los buenos me llevasen a Roma en el segundo. Excepto una que se fuma Guille en la esquina, periodo perfecto a la par que Castilla titubeó y dio signos de duda. Yo ya había pensado.

    Había que parar a Castilla, que tras darnos un repaso en el primer periodo, no podíamos darle más oportunidades. Uno a uno y seguimos para bingo.

    Con dicho empate en el luminoso y B-105 semidesaparecido, empezaron los palos de verdad entre los dos Al Mayrit. Sara jugó muy bien, salvo un jumanji en la banda que se comió con patatuelas. Papá también bloqueó y lo intentaron hundir sin saber que no se puede, que es muy bajito y su centro de gravedad está en los tobillos como el del Capitán Hormona.

    Me gustó mucho el partido de Sepi y del gilip…Pedro, el primero porque defendió como gatito panza arriba y me la quiso liar con un jumanji que casi les sale y el segundo porque recuperó la confianza que necesitaba: Pegando bien a la bola y ayudando en defensa a las ladies cuando lo necesitaron. Así sí.

    Con el 3-1-0 y el Pulpo en el banquillo por decisión técnica (se fue por nutrientes), volvió el showtime con 2 chicas y 2 chicos en pista, Papá al bloqueo y Pedro de flash. Aprobado raspado para ambos en esas demarcaciones y notable alto para Iris y Patry, que metieron casi todos sus tiros y defendieron casi todo.

    ¿Qué le falta a Castilla?

    Es la pregunta del millón. Yo creo que entrenar en equipo. Individualmente son capaces de hacer el trabajo en las distintas fases del partido, pero hace falta feeling y echarle horas entrenando juntos, se nota en las jugadas, se nota en la actitud, los momentos tensos… Lo hemos visto mil veces: Jugadores que son buenos golpeando, defendiendo, organizando… Pero colectivamente hace falta más. Colectivamente hace falta cemento y horas de vuelo. ¡Ánimo Sepicojos!

    Cantín no estuvo para darle esa chispa competitiva o de rabia que hace falta a veces, ese carácter. Sincronizar las jugadas, medir los tiempos… Evidentemente es fácil recetar cuando estás detrás del mostrador. Enorme vuelta al ruedo de Kike, que ojalá entrenase más…

    Alco y Sara tienen que darle más empaque a este equipo, que necesita de su veteranía en los momentos clave. A veces hay que echarse el equipo a la chepa para aliviar tensión y que jueguen mejor.

     

    Hasta aquí Papá. Cambio y corto.

     

    ¡A trabajar!

    Por .

Twitter

Galería Flickr

COKE 2017
Licencia Creative Commons
Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 4.0 Internacional.